Tratamiento Humanizado + Masaje + Drenaje Linfático Contraindicaciones
| 2 minuto(s) de leitura

Prof. dr. Antonio Carlos Lopes

Médico y doctor en cardiología por la EPM/UNIFESP; catedrático y titular de Medicina Interna, profesor titular de Medicina de Urgencias (EPM/UNIFESP); presidente de la Sociedade Brasileira de Clínica Médica (SBCM).

1. La medicina interna es una de las bases de la medicina. ¿Cuál es el mayor reto de englobar distintas especialidades?

El mayor desafío para el médico internista es mantenerse actualizado en las diversas áreas y saber cuál es el límite de su actuación con relación a estas especialidades.

2. Entre la prevención, el diagnóstico y el tratamiento, ¿cuál es el papel principal del médico internista?

Para el médico internista bien capacitado, no existe un área principal de especialización. Trabaja intensamente en los tres aspectos

3. Usted está a favor del trato humanizado. ¿Es posible centrarse en el individuo en tiempos de consulta cada vez más rápidos?

De hecho, las consultas extremadamente rápidas comprometen el humanismo, pero el tratamiento médico debe ser siempre humanizado. Con carisma, el médico bien preparado puede, en el corto plazo, mantener un adecuado trato humanizado.

4. El masaje es una práctica terapéutica que, entre otros factores, aporta bienestar a los pacientes. ¿Cuál es su opinión sobre esta herramienta?

Es una herramienta válida. Lo importante es que quien realiza el masaje esté realmente comprometido con su objetivo y que tenga una buena formación.

5. En el caso de un postoperatorio, ¿usted suele recomendar el drenaje linfático, por ejemplo?

El drenaje linfático sólo es indicado cuando es necesario. Cuando el edema es predominantemente linfático e irreductible respecto al tratamiento de la enfermedad, por ejemplo.

6. ¿Cuánto tiempo después se puede realizar?

Se puede realizar en cuanto haya alta quirúrgica, es decir, en cuanto el cirujano dé el alta se puede iniciar el drenaje linfático.

7. ¿En qué casos concretos el masaje puede ser un aliado importante para el paciente?

En estados edematosos, como cuando hay edema linfático predominante. Y cuando el edema es prácticamente venoso, cuyo componente linfático pasa desapercibido, se puede indicar el drenaje linfático, ya que, en mayor o menor grado, la linfedema siempre está presente. Y, aunque no sea de la medicina interna, el drenaje linfático ha demostrado ser bastante eficaz también en el postoperatorio de cirugía plástica.

8. ¿Cuándo está contraindicado?

Cuando el paciente presenta insuficiencia cardiaca, en la que el retorno de líquido al corazón es significativo, provocando una sobrecarga del corazón. También en procesos infecciosos, como Erisipela en miembros inferiores, donde la lesión y la infección son importantes. Una vez tratado el proceso infeccioso, quedando edema linfático, se indica el drenaje linfático.

Vea también

Conversando con Renata

Conversando con Patrícia França

Entrevistas semanales lideradas por Renata França

Saúde e Bem-Estar

La importancia de hidratar la piel cuando hace frío

Categorías